inicia filcuba 2020 homenajes a eliseo diego en su centenario

De izq. a derecha: Dr. Virgilio López Lemus, Dr. Alfonso García, Dra. Ivette Fuentes de la Paz y     Dra. María de los Ángeles Torres.

 

por : ADALYS PÉREZ SUÁREZ | Blog Cubarte | 12 Feb 2020.

Tal y como se ha venido divulgando, el arribo en julio próximo al centenario del natalicio de Eliseo Diego (La Habana, 1920 – Ciudad de México, 1994), figura imprescindible en el panorama de la cultura cubana, es uno de los acontecimientos a que se dedica la 29 Feria Internacional del Libro FILCUBA 2020, cuya clausura acontecerá en la capital el venidero domingo.

En ese contexto, el Foro Literario de la UNEAC, que tradicionalmente se celebra dentro del evento, dedicó su primera sesión el pasado lunes a ahondar en aspectos poco transitados de la obra de dicho intelectual, dando así inicio a las celebraciones que por la efeméride tendrán lugar en el país a lo largo del actual año.

Si inesperado pudo resultar que fuera una politóloga, la Dra. María de los Ángeles Torres, la primera en hacer uso de la palabra, con un análisis acerca de la alternativa optimista dada por la poesía de Eliseo Diego a las temporalidades que, en el pensamiento moderno, niegan contenido al presente, la jornada demostró, al cierre, lo infinitud de acercamientos que puede tener aún la obra de un intelectual de esta magnitud.

Arista poco conocida de su quehacer, abordada en el Foro por el Dr. Alfonso García, fue la relacionada con la literatura para niños y jóvenes; no sólo desde la escritura, con versos como los que reúne el libro Soñar despierto, Premio La Rosa Blanca 1989; sino desde su labor al frente del Departamento de Literatura Juvenil de la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí, en los años 60 y 70.

Desde esa institución se situó entre quienes en la Isla encabezaron la tarea de desarrollar un género que, si bien había debutado esplendorosamente en el siglo XIX con la revista La Edad de Oro de José Martí, era casi inexistente al triunfo revolucionario de enero de 1959.

Junto a Herminio Almendros, trabajó allí en la creación de dos colecciones vinculadas a la literatura infantil y sensibilizó a ya reconocidos autores, como Mirta Aguirre, Dora Alonso y Onelio Jorge Cardoso, para que escribieran páginas destinadas a los niños. Asimismo, según han señalado las investigadoras María del Carmen Núñez y Elsa González Varela:

“Enseñó un cúmulo de posibilidades que entrenaran el analizar la narrativa y la poesía, como instrumentos de trabajo para la verdadera orientación, motivación y formación de los bibliotecarios y demás especialistas en función del desarrollo del gusto estético, tanto por los autores, títulos, géneros literarios y demás particularidades que encierran las colecciones de las bibliotecas” (1).

También fue trascendente la participación de Eliseo Diego en el Primer Fórum de Literatura Infantil y Juvenil, convocado por el Ministerio de Educación en diciembre de 1972, cónclave en el que su énfasis en la importancia de las ilustraciones en este tipo de publicación logró se le pusiera más atención por parte de las editoriales.

Destacan, además, dentro de su desempeño en la BNJM, las versiones y traducciones que realizó de clásicos universales de la literatura infantil, cuya lectura se hizo entonces accesible a la grey infantil de la nación.

Al carácter inacabable de los estudios sobre el Premio Nacional de Literatura 1986 y Premio Internacional de Literatura Latinoamericana y del Caribe Juan Rulfo 1993, entre otros prestigiosos lauros, apuntaron también los paneles que acerca de su obra se desarrollaron este miércoles en la Fortaleza de la Cabaña.

Inagotable y vital en su centenario, nos lo revela la profundidad de la huella dejada por Eliseo Diego en la cultura cubana, garantizándole la inmortalidad que tienen las cosas que supo nombrar. Que nos enseñó a mirar.

Notas:

(1) La literatura infantil en Cuba. María del Carmen Núñez Uncal y Elsa González Varela. 60th IFLA General Conference. Agosto, 1994.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *